jueves, 13 de noviembre de 2008

perlado

Hay veces que tienes un plan, divertido, te lo pasas bien, pero se acaba. Cuando se acaba tienes las mismas ganas de volver a casa que de que te atropelle un tranvía.

Así que, decides que tu plan a partir de ahora se va a centrar en lo que diga tu perla de la suerte(aunque no todos tengan una).

Andas, dirigiéndote a algún lugar al que hace mucho tiempo que no vas.

Y te dedicas a guiarte por las señales que te van apareciendo.

Te chocas con alguien sin querer, os miráis, y os pedís perdón mutuamente. Sí, te ha gustado. Sigues con la mirada su dirección pero no se dirige a donde tú tenías pensado ir, siempre guiado por tu perla.

Te encuentras un bar y entras a comprar tabaco. Pero derrepente una chica muy simpática te asalta. Tú te quedas sorprendido, obviamente, pero ha sido tan simpática que decides hacerla caso. Y te invita a un martini, no sin antes asegurarse de que eres mayor de edad. Aceptas, pensando: sí, esto es una señal, martini gratis. Nunca te ha hecho especial gracia el martini. Pero en este caso te sabe como tu postre preferido. Normal...es gratis

Y en ese momento te das cuenta, sí, te das cuenta, de que "tu choque" se encuentra sentado dos mesas a la derecha. Os volvéis a mirar, pero no sabéis si sonreiros o saludaros. Total...sois totalmente desconocidos. Y piensas en todas las maneras en las cuales podrías acertarte. Se te va la mirada. Te caza. Pero...tú también eres un buen cazador.

3 comentarios:

tututu dijo...

no hace falta lo increible que me parece el dibujo porque ya te lo he dicho. la perla espero que te traiga mucha suerte, o a lo mejor como te la he regalado yo te trae millones de casualidades y encuentros
:)

Anónimo dijo...

ME ENCANTA

de HANDS&RAVE :P

Martu dijo...

A ver si un día aquella persona guiada por un perla o la luz que desprendes se levanta de esa mesa y, con toda su cara simpática y su nariz perfecta, va en tu búsqueda