lunes, 26 de enero de 2009

¡EY, marioneta!
ahora eres tu
quien maneja los hilos
quien haces tu vida
quien quiere
quien puede
quien quiere y puede,y viceversa

mírate ahí, en el baúl
cómo estabas antes...

dabas pena, ahí tirado, esperando a que alguien se acordara de y jugara contigo, simplemente un rato, que te manejaran, que te dijeran donde poner tus manos, tu cerebro y tu corazón.

pero descubriste las tijeras, esas que te han dejado poder elegir si sacarte un moco en el momento que te apeteciera, o rascarte las orejas. tu cerebro...bueno, nunca fue de otros por completo, solo que tú, triste y cobardemente dejabas que lo manejaran. ¡Ay que poco valiente fuiste a veces...!Bah, pero eso ahora qué importa, a quién le importa, cerraste el baúl con llave, dos, tres y hasta cuatro vueltas le diste a la cerradura.

¡Ah amigo! pero de que tu corazón se manejara por hilos, ajenos a tus propios deseos, de eso si que tuviste la culpa siempre, pequeño ser sumiso. Te encaramabas a los balcones, en tus momentos de libertad, te asomabas y veías ahí a los otros juguetes que anhelabas. felices. Pobrecito escalador nocturno.

Jajajaja, y ahora, tienes el valor del que se pinta con betún debajo de los ojos, qué diablos proporcionará ese gesto, que somos capaces de cualquier cosa...
Aprendes de los frutos secos, ignoras cosas que antes te importaban(y muy mal hecho) y juegas a los juegos a los que han jugado contigo.

Bueno, al menos espero que consideres tu pasado, y que en un futuro no te pases de la raya.

3 comentarios:

peperonis dijo...

artista..
tanto por el dibujo y el texto!

tututu dijo...

me encanta esta parte jorgi:

quien quiere
quien puede
quien quiere y puede


:)

dame.pistachos dijo...

no aprende tanto el fruto seco de la vida como del tintineo.